Todo lo que he aprendido acerca del mundo de la soltería en una sociedad tan conservadora como la limeña.

Vamos a iniciar este artículo con una premisa muy importante y que todas debemos reconocer: la sociedad peruana es machista. Es una triste realidad, pero es la que nos ha tocado vivir.

Y no, no creas que yo apoyo esto o que para mi, el empoderamiento femenino es algo que existe en el país de las maravillas. No. En realidad, me gustaría pensar que con todas las iniciativas aportan a esta causa y desde este espacio rosado contribuyo fielmente a que muchas mujeres se pongan la camiseta y luchen por el girl power.

¿Por qué te digo esto? Pues porque luego de pasar tres años soltera en la ciudad (me siento tan Carrie Bradshaw) me he dado cuenta de que no es nada fácil. Y que no todas podemos hacerlo, menos aún decir con una amplia sonrisa: soy soltera y sin compromiso.

Todas las semanas recibo mensajes con preguntas sobre cómo conseguir novio, cómo sobre llevar una ruptura amorosa o cómo ser feliz siendo soltera. Es por eso que decidí que era hora de hacer este artículo.

Llevo tres años y unos cuantos meses soltera. Honestamente, ya olvidé cómo es estar en una relación y a pesar que haya aparecido uno que otro falso galán por ahí, debo reconocer que el universo me ha hecho un gran favor al evitar que cualquiera de ellos se quede en mi vida.

Ahora, sé que muchos de mis amigos estarán leyendo esto y dirán: “Pero Pink Chick, tú eres la loca del amor”. Y sí, lo soy. Pero a ver, ¿quiénes no quieren encontrarlo y más aún, pasar el resto de su vida feliz con la persona perfecta?

Lee aquí: 5 cosas que pasan cuando estás soltera y vas a una boda

El tema es que a pesar de que no he encontrado al galán ideal, por lo menos sé disfrutar mi tiempo sola y hasta ya aprendí a valorar la oportunidad de ser soltera en una sociedad tan machista y conservadora como la nuestra.

En todo este tiempo he aprendido muchas cosas sobre cómo ser soltera en Lima pero hoy solo te contaré seis de ellas:

  1. Los hombres tienen una doble moral: o double standard como se dice en inglés. Está bien que ellos tengan a más de una chica en WhatsApp y “tanteen” con ellas pero si una mujer hace lo mismo, es inmediatamente calificada como una “bandida”.  ¿Te parece justo?
  2. Todos tus amigos y quienes te rodean en general te dirán “¿para cuándo el novio?”: al principio esta pregunta te incomodará, pero después de un tiempo lograrás la confianza de decir lo siguiente, con mucha actitud y la frente bien el alto: “para cuando me de la gana”. Porque en verdad, es cierto. Ósea, puede que te emociones mucho con alguien y de pronto las cosas no resultaron, pero al final tú sabes que quien va a elegir eres tú. ¿Cierto?
  3. Tinder no es el lugar adecuado para encontrar al hombre de tu vida: existirán muchos (o mejor dicho, unos cuantos) casos de éxito. Y la verdad es que yo solo conozco dos. Pero en mi experiencia personal, todos los hombres de Tinder aquí en Lima o en el mundo buscan una noche de copas, una noche loca. Nada más que eso. Si estás de acuerdo, dale. No somos de piedra.
  4. Si quieres, arriésgate. No importa lo que te diga el resto: muchas veces me ha pasado que comparto mis anécdotas e historias sentimentales con mis amigos en busca de consejos. En ocasiones he seguido al pie de la letra lo que me han dicho y en otras, he hecho totalmente lo contrario. ¿Y sabes qué? No me arrepiento. En algunas ocasiones por lo menos tuve un viaje y muchas fotos que compartir contigo a través de Instagram.
  5. Tus amigas querrán emparejarte con cualquier persona del sexo opuesto: y con eso no quiero denigrar a nadie, pero si tuviera un sol por cada vez que alguna amiga me haya dicho que su esposo tiene el hermano del primo de un amigo que está soltero o que acaba de salir de una relación; a estas alturas tendría una de las carteras Gucci que tanto quiero.
  6. Diviértete y disfruta: este tiempo es para mi y me aseguro de gozarlo al máximo. Sinceramente no me imagino haciendo todo lo que hago con una pareja al lado. Soy adicta a mi trabajo, me gusta estar en movimiento de lunes a viernes y pasar los fines de semana escribiendo, leyendo o tirada frente al televisor junto a mis perritas viendo algo en Netflix. Y sé que cuando llegue alguien especial voy a tener que modificar mi rutina, y por el momento no quiero hacerlo. Me gusta como es mi vida en este momento. No me siento lista para incluir a alguien más en ella.

Mira más: Soltera a lo Bridget Jones

Ahora, sé que muchas deben estar pensando “Pink Chick, el hombre adecuado ya llegará”. ¿Pero sabes qué? Pienso que esa es la frase más condescendiente del mundo. Prefiero que no me digan nada. Prefiero que quienes están solteras se animen a ser felices por lo que les está tocando vivir y que se sientan tranquilas porque no tener a alguien al lado no es el fin del mundo, es solo una señal que es mejor esperar y no desesperarte. Después de todo, es mejor estar sola que mal acompañada, ¿cierto?